domingo, 12 de agosto de 2012

Arthur H. Compton: 'Dios es amor"

Arthur H. Compton (1892 - 1962) fue un físico estadounidense, galardonado con el Premio Nobel de la Física en 1927 debido a sus trabajos en el descubrimiento del cambio de longitud de ondas de rayos-X cuando chocan con los electrones; (esto es conocido como el "efecto Compton"), lo que confirma la naturaleza dual de la radiación, tanto como onda, como partícula. El efecto Compton es fundamental para los instrumentos de detección de rayos gamma a bordo de observatorios de la N.A.S.A, por lo cuál un cráter de la luna y un observatorio astronómico llevan su nombre en honor a su memoria.

Obtuvo su doctorado en la Universidad de Princeton e hizo investigaciones en Cambridge, y fue profesor en las Universidades de Minnesota, Washington y Chicago.

Su fe cristiana

Comprton, NASA.
"Si la religión ha de ser aceptable para la ciencia es importante examinar la hipótesis de una Inteligencia que trabaja en la naturaleza. La discusión de las evidencias de un Dios Inteligente es tan antigua como la filosofía misma.
El argumento basado en el diseño, aunque trillado, nunca ha sido refutado adecuadamente. Por el contrario, a medida que aprendemos más acerca de nuestro mundo, la probabilidad de este de haber resultado procesos aleatorios se hace cada vez más y más remota, por lo cuál muy pocos verdamente son los hombres de ciencia que hoy en día defenderán una actitud atea." (Compton 1935, p. 73).

“La ciencia ha creado un mundo en el cuál el Cristianismo es una necesidad.”
(Compton, citado en Fosdick 1961, Cap. 16)


«Para mí, la fe comienza al darse cuenta de que una inteligencia suprema creó el universo e hizo al hombre. No me resulta difícil tener esa fe, pues es incontrovertible que todo plan es fruto de una inteligencia. 
Compton en 1929, Chicago, GFHund
« No es difícil para mí tener esta fe, porque es indiscutible que donde hay un plan, hay inteligencia - un universo ordenado, y desarrollado testifica la verdad de la declaración más majestuosa jamás pronunciada: 'En el principio, Dios...' »(Compton 1936, aludiendo a Génesis 1:1); También citado en The Many Faces of Faith (2002), por Richard R. Losch, 71; y en Christianity (2008), Donald W. Ekstrand, 87.


« En cada gran descubrimiento que he hecho, aposté a que la verdad estaba allí, y luego actué con fe, hasta poder demostrar su existencia.»

"¿Que ambición más noble puede tener uno  que cooperar con su Creador en el logro de un mundo mejor en el que vivimos? Cuando vemos las acciones de los hombres a la luz de la ciencia se nos presenta una nueva esperanza; La lealtad a nuestro Creador, quien nos ha dado la capacidad, la oportunidad y la responsabilidad de moldear nuestras vidas y nuestro mundo de acuerdo a un patrón más perfecto no puede dejar de inspirarnos a trabajar con Él en cuerpo y alma hacia éste gran objetivo". (Compton 1935, p. 119).

"Creo que en su insistencia del valor inherente de los individuos hombres y mujeres, el cristianismo tiene la clave para la supervivencia y la buena vida en el mundo moderno." (Compton 1956, 344).
"Desde la más temprana infancia he aprendido a ver en Jesús, el ejemplo supremo de alguien que ama a sus prójimos y expresa ese amor en las acciones que cuentan, [alguien] que sabe que la gente puede encontrar sus almas perdiéndose a sí mismos en algo de gran valor, [alguien] que preferiría morir antes de negar la verdad, por favor a la opinión popular, celebrado por sus contemporáneos más respetados. Que Jesús vive tan vitalmente en los hombres de hoy, me hace esperar que, siguiendo sus pasos en mi camino pequeño, yo también pueda vivir para siempre"
Estracto de su artículo “Science and the Supernatural” (en español: La ciencia y lo sobrenatural), (1946). 

"Cuando oramos a nuestro Dios paternal, es una experiencia común que recibamos valentía y fuerza para hacer actos de amabilidad hacia sus hijos." (Compton, citado en Johnston 1967, p. 370).
Compton y Werner Heisenberg, (1929),
por Friedrich Hund im Besitz von Gerhard Hund

"El Dios de los cristianos es el Dios del amor. "Dios es amor, y el que permanece en amor, permanece en Dios, y Dios en él.y el que siempre sigue enamorada mantiene en unión con Dios, y Dios en él."  Quizá habría que explicar que el amor cristiano se entiende no como una pasión física ni como un sentimiento de adoración y admiración, sino como una amabilidad que se expresa al hacer el bien a los prójimos. 
La oración al Dios de amor significa una consideración pensativa de cómo es que tal bien pueda hacerce mejor. La acción resultante de esta oración es la más alta alabanza del Dios de amor. " (Compton, aludiendo a 1 Juan 4:16, citado en Johnston 1967, p. 373).


“Para mí, Dios se presenta en tres aspectos, de los cuales todos están relacionados de cerca. El primer aspecto de Dios es reconocido universalmente. Es simplemente el que mejor se conoce, al que el consagra su vida. Este incluye mejor el amor hacia un prójimo, particularmente, aquellos de quien uno tiene una responsabilidad especial. Éste incluye la verdad de cualquier clase que pueda servir como guía para la vida.

Compton en Londres, (1934); GFHund
El segundo aspecto de Dios que reconozco es la base de la existencia y de la vida y de la motivación, lo que concibo como un Poder consciente. Este Poder a mi parecer tiene una especial preocupación por sus criaturas conscientes quienes comparte la responsabilidad para moldear su parte del mundo.
Más particularmente, sigo la enseñanza de Jesús de que este Poder es la base de la existencia, que mantiene hacia me y hacia todas las otras personas una actitud de un Padre sabio y amoroso. Este reconocimiento de una forma de parentesco con el Creador-Dios, es para mí un asunto de vital importancia.

Como hijos de Dios, todos los hombres estamos dotados por el Creador con ciertos derechos inalienables. La bases Cristiana para la dignidad de los hombres compartida por todos aquellos que reconocen la paternidad de Dios…. es una base para la hermandad lo que incluye a todos los hombres, ya que todos somos objetos de la preocupación de Dios.
"Veo a [Jesús] como al Everest". Foto: Juanli Sun
El tercer aspecto de Dios que reconozco es el que se demuestra en la vida de los hombres nobles. Es en sus vidas que veo ejemplificadas las virtudes a las que encomendaría mi propia vida. Para mí, el ejemplo excepcional de todos estos hombres es Jesús. Su enseñanzas y el ejemplo de Su vida forman la guía más confiable que he encontrado para determinar mis propias acciones. Es porque yo acepto su liderazgo que me hago llamar a mí mismo un cristiano.  Veo a Él como al Everest en medio de las más altas montañas. Como sé que Jesús demuestra en Su vida esas cualidades que me parecen las de más alto valor: amar al prójimo como una expresión de una ayuda servicial, la esperanza para el futuro que inspira a Sus seguidores, la fe en Dios y en los semejantes. A causa de este amor, y esperanza, y fe nace su noble auto-sacrificio para que los demás puedan vivir.” (Compton 1956, pp. 344-347).


Compton también redacto una serie de artículos apologéticos, entre ellos:
1) "La necesidad de Dios en la Era de la Ciencia" (The Need for God in an Age of Science) en Morris, Audrey Stone, One Thousand Inspirational Things, (Chicago: 1948), pp. 146-147.
2) "La Religión de un científico," (The Religion of a Scientist
Sermones en breve, 1: 1, (enero de 1940), pp 88-98.- 
3) "Por qué creo en la inmortalidad" (Why I Believe in Immortality), This Week, (suplemento dominical del New Orleans 'The Sunday Item-Tribune, 12 de abril 1936), 5 ss. Reimpreso en el Christian Science Sentinel, 62: 32, (6 de agosto, 1960), 1411.4) "La ciencia y la educación cristiana" (Science and Christian Education), Board of Christian Education of the Presbyterian Church in the United States of America, 1938.  de la Junta de Educación Cristiana de la Iglesia Presbiteriana en los Estados Unidos de América, 1938. La publicación de un discurso pronunciado ante la 150° Asamblea General de la Iglesia Presbiteriana, 30 de mayo de 1938.24- Compton, A. H. et al, 1949. Man’s Destiny in Eternity (El destino del hombre en la eternidad). Un libro de un Simposio (The conferencias Garvin). Boston: Beacon Press.-
5) "La vida después de la muerte: desde el punto de vista de un científico" (
“Life After Death: from the Point of View of a Scientist),  The Presbyterian Banner, 117-39, (March 26, 1931), 10 ff.
6. "La necesidad de la construcción de una Comunidad Cristiana Mundial," (The Need for Building a Christian World Community), 
Hyde Park Baptist News, 2, 24, (25 de febrero 1938), p. 1.

Enlaces Externos:

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Barra de Videos